… del imprimible para las contraseñas

Imprimible contraseñas

Soy un desastre con patas. Lo reconozco. Tiendo a olvidar las cosas. Bueno, más bien no las olvido, es que las recuerdo a destiempo. Si me preguntas cuándo es el cumpleaños de mi tía, te lo digo sin problema, pero seguramente, llegado el día, se me olvide llamar para felicitarla. No te digo nada con las contraseñas. Antes recordábamos los números de teléfono (fijo) y hoy números y letras. Por eso hoy te traigo un imprimible para las contraseñas gratis.

Nunca he tenido buena memoria y siempre he bromeado con la idea de escribir las cosas en una libreta con el día y la hora. Pero es que, cuando me quedé embarazada esta memoria mía empezó a fallarme de lo lindo. “Frigorífico” o “microondas” eran palabras extremadamente difíciles de recordar para mí. Una fase, me decían. Pero es que, tras tres embarazados, creo que no me he recuperado del todo.

Una vez incluso me olvidé del número de la tarjeta de crédito, sí, del pin ese de cuatro cifras. Bueno, en realidad, no me olvidé. Recordaba todos los números perfectamente… salvo el primero. Y, como dice mi madre: quien no tiene cabeza tiene que tener pies. Pues eso, que me tocó ir al banco a pedir el dichoso pin.

Ahora, con tanta cuenta en Internet y la manía que nos piden de registrarnos para todo, pues raro es el sitio que te permite comprar online sin hacerte una cuenta de usuario, tengo un montón de contraseñas en la cabeza. Porque, claro, lo primero que te dicen los que saben de seguridad en Internet es que no uses siempre la misma contraseña para todo. A eso hay que añadirle que esos mismos expertos te recomiendan cambiarlas cada cierto tiempo. Y en algunos sitios no te deja poner una contraseña más antigua (por ejemplo, WordPress).

¿Qué quieres que te diga? Mi cabeza ya no da a basto. Así que empecé a escribir las contraseñas en una hojita pequeña, así como de soslayo. Pero luego, gracias, memoria mía, no recordaba dónde la había puesto. Y como era un trocito de papel pequeño y nada llamativo, daba mil vueltas para encontrarlo.

Pero eso ya se acabó. Me he hecho un imprimible para las contraseñas la mar de bonito… o eso creo 😀 Este ya no se me pierde. Tiene un espacio para escribir el sitio web (o la URL) y también la contraseña. Todas juntitas. Y también un espacio para la fecha. Así puedo saber si ya toca cambiarla o no. Cuando se vaya a cambiar una, se tacha y ya está. Y cuando se acabe el imprimible, pues con imprimir otro no hay más problema.

Si lo quieres, solo tienes que descargártelo clicando en la imagen o aquí.

CONTRAS:

  1. Una vez que escribas tus contraseñas, guárdalo bien. Ponlo en un sitio que sepas que lo vas a encontrar fácilmente.

PROS:

  1. Aunque lo ideal es tener todas las contraseñas en la cabeza, si te pasa como a mí, el imprimible te vendrá muy bien para tenerlas todas juntas y saber cuándo las pusiste. Así que también sabrás si toca cambiarlas.

  2. Aunque lo he hecho a tamaño folio y en color, se puede imprimir en blanco y negro y ajustar a otas medids. Lo importante es que permite tener todas las contraseñas juntas y se ven de un solo vistazo.

¿Recuerdas todas tus contraseñas? ¿Cómo haces para acordarte de todas?


¿Te apuntas al boletín mensual?

Recibe un resumen de las entradas y ¡un regalo cada mes!

2 thoughts on “… del imprimible para las contraseñas

¿Tienes algún contra o pro más? ¡Cuéntamelo! :)

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.